4 abril, 2020

3 VENTAJAS DE LA INCERTIDUMBRE

Escrito por:

MICHELLE CAMPILLO

Muchos acontecimientos inesperados que suceden en nuestras vidas, como este del COVID-19, que creo que recordaremos por siempre y aparecerá en los libros de historia, toman todo su sentido cuando se contemplan en perspectiva. 

 

Por ejemplo: una vocación que se descubre después de haber perdido un trabajo que solo producía insatisfacción; el padecimiento de una enfermedad que facilita la reflexión y que desembocará en importantes cambios; una ruptura que va seguida de forma imprevista por el hallazgo del verdadero amor.

Una de las pocas certezas de la vida es que todo cambia. Es una falacia pensar que controlamos todo. De hecho, el 90% de lo que nos sucede, no lo controlamos.

 

Cuando la vida nos sacude y da un giro inesperado, nos sentimos abrumados por la incertidumbre que nos deja: ¿Qué pasará con el negocio? ¿Cómo pagaremos las deudas? ¿Y si nos enfermamos?

 

Es mejor estar dispuestos a esperar lo inesperado. En vez de sucumbir al miedo, si aceptamos que la vida es cambio y sorpresa constante, sabremos navegar hacia nuevas posibilidades.

Nos aferramos de forma natural al mundo conocido, a lo previsible. Ahora, ¿qué trae consigo la incertidumbre? ¡Veámoslo por el lado positivo! Te presento 3 ventajas que esto puede traer a tu vida:

1. Nos permite ver la realidad de donde estamos. El éxito genera comodidad y la comodidad complacencia. Es en este punto donde muchas veces nos acomodamos, apagamos la llama de la iniciativa y la proactividad, y nos damos el permiso de solo disfrutar lo que ya hemos cosechado. Nos damos cuenta de que los éxitos pasados no son garantía de los éxitos futuros, y es ahí cuando la incertidumbre nos hace despertar, recapacitar y definir nuevas y mejores estructuras, maneras, procesos. Es cuando nos damos cuenta realmente de dónde estamos. Podemos mirar en perspectiva nuestro negocio, quitando la comodidad donde estuvimos. ¿Dónde estoy realmente hoy? ¿Cuáles son mis contingencias? ¿Cuál es mi plan B y C? ¿Cómo podré sostenerme por X tiempo? Al despertarnos y hacernos conscientes de nuestra realidad actual, activar el segundo beneficio, es un gran regalo. 

2. Potencia la creatividad. Y lo hemos visto perfectamente hoy, viviendo esta situación del Coronavirus: desde los memes, las soluciones creativas para mascarillas, los remedios caseros, las canciones. Nos hemos unido como planeta, personas han sacado productos que tenían tiempo esperando el momento perfecto... es decir, que estos momentos de incertidumbre le dan un gran espacio a nuestro lado derecho del cerebro para que haga su debut. 

3. Nos impulsa a sacar lo mejor de nosotros. Hacer siempre lo mismo, de la misma forma nos lleva poco a poco a una zona de confort, y a veces, por la misma falta de estímulos, corremos el riesgo de dormirnos. Enfrentarnos a situaciones graves, inesperadas, nos impulsa a sacar lo mejor de nosotros mismos, ya que nuestros cinco sentidos están puestos en aprender de ese mundo desconocido. En la primera cita con alguien que nos gusta, la conversación adquiere un nivel de frescura y creatividad que luego, en una relación estable, resulta difícil de alcanzar. Eso prueba que la incertidumbre nos hace crecer. A veces nos puede llevar incluso a lugares inesperados.

¡Lo que no cambia está muerto o a punto de morir!

Leyendo esto, ¿de qué te das cuenta? ¿Estás activando alguno de estos beneficios? Reflexiona sobre tu estado actual, activa tu máximo potencial y verás como esa incertidumbre se transformará en logros.


¿TE GUSTÓ ESTE ARTÍCULO? COMPÁRTELO:

DÉJAME UN COMENTARIO:


© 2020 Michelle Campillo. Todos los derechos reservados